¿Cómo son tus ventanas?

Por favor, busca un lápiz y un papel. Dibuja una casa.

¿Ya la tienes? Muy bien. Fíjate en tu boceto. Seguro que es bonito. ¿Has dibujado ventanas? ¿Cómo son? ¿Son grandes o pequeñas? ¿Tienen mucho protagonismo en la fachada? ¡Se ha escrito tanto sobre las ventanas! Existen manuales sobre cómo construirlas, cómo ejecutar el hueco, los elementos que las componen, los materiales, sus funciones, etcétera, etcétera. Lo que a mí más me llama la atención en los últimos tiempos es el tamaño de las ventanas.

¿Para qué sirven? Pues, por una parte, parece que queremos que entre ventilación y luz natural al interior de nuestras casas o de otros edificios. Y por otra, queremos ver lo que hay fuera, comunicarnos visualmente con el exterior. Así pues, parece que lo mejor sería proyectar y construir grandes ventanales… enormes, ¡que ocupen toda la superficie de las fachadas! Pero esto no lo estamos haciendo así, ¿por qué?

Tradicionalmente, en España, sobre todo en el interior, donde el clima es frío, se han construido ventanas pequeñas. Pero viajamos a Holanda o a otros países del norte de Europa (donde también hace frío) y nos encontramos enormes ventanales, son prácticamente fachadas acristaladas. ¿Por qué no hemos hecho nosotros lo mismo? Para empezar, por cuestiones económicas. Construir ventanas grandes y térmicamente eficientes implica un mayor coste. Por otra parte, en algunas zonas de nuestro país lo que buscamos es protegernos del sol en determinadas orientaciones. Además, está el tema de la privacidad. Con un gran hueco puedes ver el mundo exterior, pero el mundo también te verá a ti. Y, por último, el tema de la seguridad, que intentamos solventar con rejas u otros sistemas que impidan la intrusión en nuestras casas.

Esta introducción sobre los huecos en la construcción es poco rigurosa y nada académica. Pero para eso existe muchos manuales técnicos y tesis rigurosas sobre el tema, lo que a mí me interesaba era hacer una pequeña reflexión sobre la razón de ser de las ventanas, por qué son grandes o pequeñas y, lo más importante… ¿cómo son tus ventanas? No las de tu casa, sino las tuyas. Cómo son tus ojos y cómo miras el exterior.

En primer lugar, ¿cuánta luz te entra? Piensa si la absorbes toda o tienes persianas y cortinas que la filtran. ¿Y de qué color son tus cristales? Si son grises te animo a que los cambies, existen unos fabulosos, rosas, que te harán ver la vida de este color. Yo normalmente los llevo incoloros, para dejar entrar toda la luz, hasta el último rayo.

¿Las abres de vez en cuando? Para ventilar el interior. Si dejas que pase el aire fresco cada mañana te sentirás mejor. Si no sabes cómo hacerlo, es muy fácil, tienes que abrir con fuerza los ojos y buscar esa brisita que pronto penetrará en tu interior. Sólo tienes que buscarla.

Algunas veces vivimos situaciones tan intensas que el alma se siente deslumbrada. Déjate llevar por ellas. Vívelas, disfrútalas. Cuando las vivencias sean desagradables, baja un poquito las persianas. No las cierres del todo, pues no conviene huir de las emociones. Pero tómalas con menos intensidad.

Por otra parte, ¿qué ves a través de tus ventanas? Por favor, dime que hermosos paisajes. Si no es así, es que no las has abierto lo suficiente. Quita las cortinas, elimina toldos y marquesinas y fíjate bien: por todas partes hay bellos lugares. ¡Descúbrelos! Y recréate en ellos. ¿Y qué personas pasan? Hay muchas. Detecta las mejores. Si todavía no lo haces, instala sensores. Con ellos podrás filtrar para disfrutar de la gente que más te aporte. Lo mismo sucederá con los momentos. Hay montones de buenos instantes cerca de ti, esperándote. Ten las ventanas bien abiertas, por favor, para no perdértelos.

Si en algún momento te sientes cansado o triste puedes bajar un poco las persianas. Descansa, date un tiempo para recuperarte, pero sólo el necesario. En cuanto te sientas mejor, vuelve a levantarlas y abre las hojas de par en par. No te quedes languideciendo más de lo imprescindible.

Y por último, ¿qué ven los que pasan cerca de tus ventanas? Espero que me contestes que ven luz y frescura de los rayos y de la brisa que ha entrado; que ven alegría, que es el reflejo de los paisajes que tú observas. Si no es así, abre bien tus ventanas para que entre la luz y para ver bien los lugares y las gentes. ¿Sabes cuál es el mejor material para que luzcas unas estupendas ventanas? No es el aluminio, ni el pvc, ni el doble acristalamiento. El mejor de todos en una gran sonrisa. Con ella tendrás las ventanas más bellas. ¿Cómo son las tuyas?

Anuncios

4 comentarios

  1. hola Geles : me parece precioso.
    gracias por homenajear a nuestros ojos, ya sabes cuanto los aprecio yo y por recordarnos la importancia de nuestras ventanitas.
    asun

    1. Muchas gracias Asun. Me parece importantísimo ver bien, entre otras cosas, para poder apreciar la belleza de la vida.
      Tú sigue ayudando a la gente a que vean bien. Y se acude alguien muy negativo, ya sabes… ¡cristales rosas!
      Un besito

  2. Natalia Cháfer Medel |Responder

    Me encanta el paralelismo, ¡¡¡que creatividad!!!
    Salvando las distancias, creía que era la única loca que se fijaba en las ventanas de los edificios, las casas… de hecho viví en una casa de 35m2, que diseñamos nosotros todas las paredes de la casa escepto una tenían ventanas muy grandes, mi vecino, arquitecto, tenía una casa de 300m2 o más y ventanas muy pequeñas, como soy tan curiosa le pregunte la razón, sólo era un tema de efeciencia energética… se escapa menos el calor y necesita menos aire acondicionado en verano para mantenerla fresca… Estoy contigo ¡¡¡Me encanta la luz y las ventanas grandes!!!, ahora mismo tengo unas bonitas vistas a los tejados de las casas del pueblo y por otro lado a la huerta…
    Besitos

  3. […] de ser por la tradición y por las tormentas de arena, que lo convierten todo en amarillo. Y los cristales no son totalmente transparentes, tienen un filtro […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: